Por generaciones

La historia de McWane se remonta al ingenio de una familia que vivía en las montañas Blue Ridge en Virginia. Charles Phillip (C.P.) McWane se estableció en el negocio de la fundición en 1871. Sus hijos, Henry y James Ransom (J. R.), administraban diversas partes de la empresa familiar.

"Puede que no seamos capaces de resolver todos nuestros problemas de la noche a la mañana, pero si todos nos lo proponemos, haremos lo correcto día a día según nuestro mejor criterio y, al final, todo saldrá bien".

J. R. McWane, fundador

1903

El nacimiento de McWane

J. R. McWane se instaló en Birmingham, Alabama, y dio inicio a una modesta empresa de fundición, cambiando a una empresa de coque y carbón cuando el negocio de fundición flaqueaba.

1904

McWane Pipe Works

En 1904, Henry McWane creó una subsidiaria, McWane Pipe Works, para fabricar tubería de hierro fundido y accesorios. Era un sector comercial prometedor.

1908

J. R. McWane se convierte en Presidente de Cast Iron Company

En 1908, J. R. McWane se convirtió en presidente de su propia empresa de fundición de hierro en 1915, tras lo que implementó innovaciones en la industria e iniciativas para el bienestar de los empleados. No solo expandió la empresa, sino que también se hizo conocido como líder en relaciones laborales.

1921

McWane Cast Iron Pipe Company

En 1921, J. R. McWane se retiró y fundó otra empresa, McWane Cast Iron Pipe Company. A medida que Estados Unidos creció, también creció la necesidad de proveer agua potable y eliminar los residuos de forma segura de las ciudades en expansión. Como resultado, McWane pudo expandir su negocio. En 1926, amplió las operaciones desde Birmingham para incorporar una segunda instalación en Provo, Utah, denominada Pacific States Cast Iron Pipe Company.

1933

William (Bill) McWane se convierte en presidente de la compañía

Tras el fallecimiento de J. R. McWane en 1933, su hijo William (Bill) McWane asumió como presidente. Se mantuvo enfocado en conservar las dos fundiciones, en las buenas y en las malas, durante la década de 1930 y la Segunda Guerra Mundial. En 1962, McWane se expandió al adquirir Empire Coke Company, un fabricante de coque y productos derivados para fundiciones y otras operaciones industriales.

1971

James (Jim) Ransom McWane se convierte en presidente de la compañía

En 1971, el hijo de William McWane, James (Jim) Ransom McWane, asumió como Presidente de McWane Cast Iron Pipe Company. En 1975, ofició como Presidente y Director Ejecutivo de McWane, Inc.

1975

McWane adquiere Atlantic States Cast Iron Pipe Company

En 1975, McWane compró Atlantic States Cast Iron Pipe Company, de Phillipsburg, Nueva Jersey, sin sacrificar empleos estadounidenses en el proceso. Luego, la empresa se diversificó al adquirir Union Foundry Company, una empresa de accesorios para obras hidráulicas en Anniston, Alabama.

1980

5 empresas más se suman a la familia McWane

Durante la década de 1980, McWane adquirió M&M Valve Company y compró Clow Water Systems Company y Clow Valve Company. Kennedy Valve Company de Elmira, Nueva York, fue adquirida en 1988. Posteriormente, McWane reforzó su compromiso global al constituir McWane International, que comercializa todos los productos McWane en todo el mundo.

1989

McWane se expande a Canadá

McWane se introdujo en el mercado canadiense en 1989 con la adquisición de Canada Pipe Company en Hamilton, Ontario. Después de su ingreso a Canadá, McWane expandió aún más su fabricación al crear Clow Canada en 1990, consolidando las operaciones de fabricación en St. Johns, Nuevo Brunswick.

1995

Crecimiento adicional de McWane

En 1995, McWane adquirió Tyler Pipe & Coupling en Texas. La empresa también compró una fábrica de juntas en California, conocida como Anaco. A fines de la década de 1990, McWane adquirió Bibby Companies a través de Canada Pipe; Manchester Tank & Equipment Company, con sede en Tennessee; Brunner Manufacturing; y Amerex Corporation, de Trussville, Alabama. 

2008

Janus Fire Systems y McWane Poles

En 2008, Janus Fire Systems, con sede en Crown Point, Indiana, se unió a McWane como una división de Amerex. También en 2008, McWane Poles desarrolló una nueva línea de postes para servicios públicos de hierro dúctil para la industria de servicios eléctricos.

2012

McWane ingresa a los mercados tecnológicos

Luego, en 2012, McWane comenzó su estrategia de diversificación hacia el campo de la tecnología al incorporar Synapse Wireless a su cartera de empresas. Las nuevas empresas tecnológicas adquiridas por McWane incluyeron Futurecom, soluciones de extensión de cobertura de radiofrecuencia con sede en Ontario; y Nighthawk, un proveedor líder de soluciones para redes inalámbricas inteligentes. En 2014, McWane adquirió Zinwave, una empresa global con sede en el Reino Unido que ha sido pionera en un nuevo enfoque de cobertura inalámbrica confiable para servicios múltiples en interiores.

2015

Unificación de tubería dúctil y expansión continua

En 2015, las compañías de tubo de hierro dúctil de McWane (Pacific States Cast Iron Pipe Company, Atlantic States Cast Iron Pipe Company, y Clow Water Systems Company) se unificaron bajo la marca McWane Ductile. Las plantas actualmente se denominan McWane Ductile – New Jersey, McWane Ductile – Ohio y McWane Ductile – Utah.

McWane abrió McWane Gulf, su primera planta de fabricación en Abu Dabi, en octubre de 2015.

2018

Waterman se une a McWane

Waterman, líder en la industria de fabricación de válvulas, se incorporó a McWane Valve & Hydrant Group en 2018.  

Hoy, McWane, Inc. es dirigida por el Presidente Phillip McWane.

La empresa fabrica productos en más de 25 facilidades en toda América del Norte y el mundo. Al ser una empresa familiar, McWane cree fervientemente en contribuir con las comunidades en las que operamos. Además de conservar y crear miles de empleos estadounidenses y de aportar millones de dólares en impuestos a la economía de Estados Unidos, McWane invierte considerables sumas de dinero para cumplir con las normas más exigentes en materia de salud, seguridad y medioambiente.

Con vistas a futuro, McWane se enorgullece de su pasado, con la certeza de saber que una industria tan importante para la historia de nuestro país continúa siendo un componente vital del futuro de Estados Unidos.